UN ESTILO

Nuestros reportajes son frescos y naturales, donde los momentos más importantes hasta los detalles más discretos cobran especial importancia. La luz, la composición o el uso de encuadres sorprendentes, unidos a las emociones que suceden ese día hace que podamos ofreceros un trabajo a la altura de un día tan importante.

QUIEN CUBRE EL REPORTAJE

Los reportajes están cubiertos en persona por Jorge Sastre.  Las parejas depositan su confianza en una forma de ver y sentir la fotografía y eso no se puede delegar en nadie.
A todos los reportajes acudimos dos fotógrafos. Un boda es uno de los eventos sociales más importantes que existen, no solo por la importancia que tiene en sí, sino porque es un día irrepetible. El hecho de acudir dos fotógrafos es la forma de tener diferentes perspectivas en determinados momentos y la única forma de hacer ciertas fotografías que sin un compañero serían imposibles, además de proporcionar una seguridad extra en el reportaje, minimizando al máximo los riesgos.

VIAJAMOS A CUALQUIER PARTE

Nuestra sede se encuentra en Valladolid – España. Esto nunca ha sido impedimento para viajar a cualquier parte sin importar lo lejos que esté, para acompañaros en el día más importante de vuestras vidas y ayudaros a recordarlo para siempre.

PREBODA

El fin de un reportaje Pre-Boda es conocer mejor la forma de trabajar, soltarse y perder el respeto a las cámaras. La gran mayoría de las personas no se han puesto nunca o casi nunca delante de un fotógrafo profesional y esta es una buena manera de familiarizarse con ello. La idea es pasarlo bien, charlar sobre los detalles de la boda y ver cómo se trabaja, cómo se busca la luz y haceros cómplices de ello, para que el día de la boda no os resultemos unos extraños.

POSTBODA

Un reportaje Post- Boda o también llamado “Trash the Dress” es una sesión de fotos que se realiza después de la boda, vestidos tal y como lo hicisteis ese día, donde podremos definir una fecha y una localización concreta para realizar un reportaje de fotos más extenso y calmado.
La ventaja de este tipo de reportaje es que permite estar más relajados y realizar un tipo de fotografías que el día de la boda resultan imposibles de hacer,  ya sea por la localización donde se celebra o por el timing propio de ese día, haciendo que el día de vuestra boda estéis centrados en disfrutar al máximo.

LOS ALBUMES

Creemos firmemente que el fin de una buena foto debería ser la impresión en papel. Por eso la apuesta por ofrecer un álbum de altísima calidad es fundamental. El papel, la nitidez o la fidelización del color son aspectos que son mimados para entregaros un trabajo que respalde la calidad de los equipos con los que se trabaja.
Para ello, trabajamos con los mejores laboratorios que nos garantizan un resultado perfecto y con diferentes posibilidades de personalización.

SOLO UNA BODA POR DÍA

La apuesta por la calidad y el trato personalizado no nos permite abarcar más de una boda por día, e incluso,  en muchos casos,  por fin de semana debido a los desplazamientos que tengamos que realizar. Por eso, solo se cubre una boda por fecha.

NO QUIERO PERDERME EL COCKTAIL HACIENDO FOTOS

Estamos totalmente de acuerdo con esta forma de pensar.
Creemos que el cócktail es una de las partes más importantes de la boda y por eso podemos dedicar unos 15 minutos – aprovechando el rato en el que los invitados se trasladan al lugar de la celebración-  para dejar un recuerdo de vosotros dos solos en ese día. De esta forma llegaréis al cócktail al poco de comenzar y podréis disfrutar de él con vuestros familiares y amigos. En caso de querer un reportaje más extenso os recomendamos una post-boda donde el tiempo no está tan condicionado y nos da muchísimas más opciones tanto por localización como por tiempo.
Hoy en día las bodas son más dinámicas y se viven de una forma más intensa por eso nosotros queremos que disfrutéis de cada minuto del día.